Grifería de cocina, cómo escoger la adecuada

Grifería de cocina, cómo escoger la adecuada

Blanco, dorado, oro, rosa y hasta en color negro. Incluso en Tabisam tenemos opciones en griferías que imitan mármol o con detalles en piedra. Nuestro catálogo es muy amplio al igual que nuestra experiencia en la materia. Pero antes de elegir la grifería perfecta para nuestro proyecto son numerosos e importantes los aspectos que hay que tener en cuenta.

En nuestras instalaciones o través de nuestra web el equipo de expertos de Tabisam ofrece un asesoramiento completo tanto a profesionales como particulares, ajustándose a las necesidades específicas de cada proyecto y hogar.  Y es que a la hora de escoger en griferías las tendencias y las opciones son muchas, y saber escoger entre todas las posibilidades del mercado es garantía de éxito.

El diseño o el tipo de grifería es importante, pero antes deberemos estudiar cual va a ser su situación y el espacio del que dispondremos. Será fundamental conocer las posibles limitaciones y sobre todo las medidas del fregadero porque el tamaño de éste influirá en la extensión que debe abarcar nuestro grifo. De igual manera tendremos en cuanta la distancia a la pared, la apertura de la ventana en caso de tenerla o  la distancia con el mobiliario. También deberemos  pensar si queremos que vaya en la encimera o en la pared, pese a que esta última es menos frecuente puede encontrarse en algunos hogares.

La durabilidad y la limpieza son dos de las cuestiones que en este tipo de piezas resultarán fundamentales, sobre todo con el paso del tiempo y de ahí la importancia de apostar por materiales y acabados de calidad. Y es que inevitablemente las marcas de agua van a aparecer en algún momento y a todos nos gusta que el brillo de un grifo nuevo se mantenga el mayor tiempo posible. Por eso es importante pensar en griferías con un buen mantenimiento.

Y  con esto tendrá mucho que ver el material con el que están realizados. El acero inoxidable y cromados suelen ser los más extendidos entre los hogares, pero lo cierto es que las opciones son muchas más. La popularidad del acero inoxidable se debe a su resistencia, durabilidad y por ser unos de los materiales más higiénicos ya que cuenta con  propiedades antibacterianas. También muy utilizados son los grifos cromados de acabado metalizado, que al combinarlos con los diferentes elementos de la cocina como la encimera, crean una decoración que puede ser muy llamativa y moderna. Además, si secamos las gotas de agua tras cada uso y empleando productos suaves en su limpieza el cromado lo mantendremos un largo tiempo. Las opciones más decorativas pasan por materiales tipo latón, cobre o bronce que resultan perfectos para las cocinas que buscan un aire retro, vintage o rústico. Todo ellos son resistentes y duraderos que con un cuidado adecuado nos permitirán disfrutar de su estética durante mucho tiempo.

La siguiente cuestión a tener en cuenta es el tipo de apertura que queremos, las opciones son muchas: monomando con un único mando para regular el caudal y la temperatura del agua, resultan muy cómodos y prácticos. También tenemos los bimandos, más tradicionales pero de estética singular. Si nuestro objetivo está más dirigido a fines industriales o profesionales  el grifo de pedal será una buena opción. Y aunque menos populares, cada vez son más demandados, incluso en los hogares los sistemas con sensor de activación que mediante un dispositivo electrónico detectan la presencia y entonces se ponen en funcionamiento.

Tanto las opciones como las cuestiones a tener en cuenta son numerosas y aquí os hemos resumido solo algunas. Pero las particularidades de cada proyecto y la adecuada elección es lo que convertirá a nuestra cocina en la mejor versión que hayamos soñado.